El Señor de los Anillos: El Juego de Cartas

Una vez pasada la temporada de Halloween y tras terminar la serie de Los Anillos de Poder, tenemos ganas de retomar la Tierra Media así que vamos a comenzar una serie de artículos sobre varios juegos del El Señor De Los Anillos. En este primer artículo vamos a tratar sobre uno de los juegos más antiguos de la lista que ha recibido una nueva edición, vamos a hablar de El Señor De Los Anillos El juego de cartas.

El Señor de los Anillos es el primer LCG de corte cooperativo en el que cada uno de los jugadores tendrá su propio mazo y juntos se van a enfrentar a un escenario que propone ciertos supuestos que afectan a la partida (cambian para cada escenario) además asociado al escenario hay un mazo de encuentros que se encarga de complicar la vida de los jugadores.

Un ejemplo de una partida

Como hemos comentado cada jugador tendrá su propio mazo en el que hay tres héroes que tendremos en juego desde el inicio de la partida y que serán los clásicos personajes de serie como Aragorn, Gimli o Eowyn, estos personajes serán en centro de nuestro juego ya que serán los responsables de avanzar en el escenario , generar recursos o combatir con los servidores de la Sombra.

En nuestro mazo tendremos cartas de Aliados que son personajes secundarios que ayudarán a nuestros héroes, cartas vinculables que representan localizaciones y equipo que de algún modo o otro ayudarán a nuestros personajes y por último cartas que no permanecen en la partida pero que nos permitirán puntualmente evitar circunstancias de juego que vayan a ser dañinas.

En el mazo de encuentros tendremos cartas casi equivalentes (pero en malvado) que a las que tenemos en nuestro mazo, así habrá enemigos que tendremos que combatir con nuestros héroes (y que van a dañar e incluso matar a nuestros héroes), lugares que dificultan nuestro avance para completar la misión y por último eventos puntuales que añadirán problemas a nuestro viaje. 

Las partidas a este juego acaban cuando cumplimos la misión establecida por nuestro escenario o bien cuando somos eliminados, esto ocurre cuando nuestro contador de amenaza llega a 50, la amenaza inicial depende de nuestros héroes (cuanto más poderosos más amenaza nos dan) y esta amenaza inicial irá incrementando según discurra la partida.

El mazo de encuentros viene dado por el escenario en el que estamos jugando pero los mazos de héroes los construye cada jugador según sus prioridades y es muy relevante ir adaptando nuestro mazo a cada uno de los escenarios que vayamos a jugar.

Para construir nuestro mazo tenemos 4 esferas (Espíritu, Táctica, Liderazgo y Saber) y para jugarlas tendremos que utilizar los recursos de un héroe de dicha esfera, por ejemplo si llevamos cartas de espíritu en nuestro mazo y no tenemos ningún héroe de espíritu no podremos llegar a jugarlas nunca.

Algunas cartas de ejemplo para nuestro mazo de héroe

Pese a que el juego tiene ya unos cuantos años recientemente ha salida una caja básica revisada  que trae todo lo necesario para que cuatro jugadores se enfrenten a la Sombra en una campaña de tres escenarios. Adicionalmente tenemos en el mercado varios mazos preconstruidos para Enanos, Elfos, Hombres de Gondor y Jinetes de Rohan así como una expansión con escenario adicionales, luego ya para expandirnos más a lo grande tenemos la campaña de Angmar Despertado en dos cajas la de héroes que trae nuevos héroes y cartas para nuestros mazos  y la de campaña que trae nueve escenarios, si por el contrario preferís más revivir material ya conocido teneis disponible la expansión de Saga de La Comunidad de Anillo siendo esta última una forma de expandir más asequible porque trae cartas para el mazo de héroes como nuevos escenarios (6 en este caso).

En conclusión estamos ante un juego que podemos considerar clásico y que ha abierto toda una vía de juegos que comparten conceptos similares como Arkham Horror el juego de cartas o Marvel Champions .

Si os gusta la ambientación de la Tierra Media teneis un juego con un nivel medio de complejidad en sus reglas (al principio puede ser algo lío llevar todas las fases del turno pero en media partida lo tendréis controlado) pero que vais a tener que darle un poco al cerebro para superar los diferentes escenarios que, aunque parezcan pocos al principio, tendréis bastantes horas de contenido antes de necesitar expandir el juego ya que los escenarios no son un paseo (como ya hemos dicho) y si os gusta la construcción de mazos tendréis muchas más horas creando nuevos mazos y probándolos para ver sus virtudes y debilidades e ir haciendo cambios para mejorarlos poco a poco.